Terápia para parejas (X)


El AMOR ES INCONDICIONAL

Si alguien te preguntará, ¿por qué amas a tu pareja?, ¿Qué dirías?. La mayoría de hombres diría que su belleza, su sentido del humor, su bondad, quizás hablarán de su capacidad para cocinar o de lo buena madres que es.

Las mujeres dirían algo sobre lo atractivo de sus esposos, o sobre su personalidad, lo elegirían por su carácter o por su firmeza, dirán que lo aman por que siempre están ahí cuando lo necesitan, es generoso, servicial.

Pero, ¿Qué sucedería si con el pasar de los años, tu pareja deja de ser de esa manera?, quizás la respuesta lógica sería que ya no lo amarías ¿cierto?. Si las razones por las que amas a tu cónyuge son por sus cualidades entonces el amor se esfuma.

El amor que puede durar roda una vida, es incondicional, la verdad es la siguiente: “Al amor no lo define la persona amada, sino la que decide amar”.

Existe dos clases de amor: fileos (la amistad) y eros (el amor sexual), por supuesto ambos se complementan en el grado más alto de amor por una persona.

La biblia maneja una clase de amor llamado Agape, que es un amor desinteresado e incondicional, asi que a menos que esta clase de amor constituya el cimiento de tu matrimonio el desgaste del tiempo lo destruirá. El amor ágape es una amor que se manifiesta en la salud y en la enfermedad, en la prosperidad y en la adversidad, en buenos y malos momentos. Es la única clase de amor verdadero.

Esto se debe a que es la clase de amor que Dios tiene, no nos ama por que lo merecemos sino por que el es amoroso. Si un hombre le dice a su esposa, ya no estoy enamorado de ti, lo que en realidad le está diciendo es: Para empezar nunca te ame incondicionalmente, su amor se apoyaba en sentimientos mas no en compromisos, es el resultado de edificar el amor sobre los cimientos de fileos o eros.

En cambio el amor ágape, no oscilará con el tiempo ni las circunstancias. Sin embargo esto no quiere decir que el amor que haya empezado por razones erróneas no pueda ser restaurado o redimido. Es más cuando construyes tu amor bajo el ágape , los aspecto de amistad y romance de tu amor, se vuelven más atractivos que nunca.

Pero necesitarás de una ayuda extra y esa ayuda se llama Dios, con él podrás sembrar dentro de tu corazón la semilla del ágape y tu matrimonio se fortalecerá por siempre. Por lo tanto primero recibe a Jesús dentro de tu corazón y todo será mucho más fácil.

Y cuando eso suceda, ya no dirás: “Te amo por que……” ahora dirás: “Te amo y punto”.

DESAFIO:

“Haz algo fuera de lo común por tu cónyuge: Algo que pruebe (Tanto a ti como e él) que tu amor tiene su fundamento en tu decisión y en nadie más. Lava su automóvil, limpia la cocina,compra su postre favorito, dobla la ropa lavada. demuestra amor por la pura satisfacción de ser tu compañero en el matrimonio”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s